La Cámara de Cuentas pone el foco sobre el nuevo Ayuntamiento de Galapagar

La Cámara de Cuentas de la Comunidad de Madrid ha detectado irregularidades en la contratación para las obras del nuevo ayuntamiento de Galapagar. En el reciente informe de la Cámara, sobre fiscalización de contratos en diversos ayuntamientos, se critica el proceso de contratación de 2014 que dio fruto a un nuevo edificio municipal por valor de más de 3,5 millones de euros. El defecto se encuentra en que la contratación fue tramitada de forma urgente sin justificación suficiente, lo que supuso “limitaciones a la publicidad de la licitación”, con la consiguiente merma de las posibilidades de competir por el contrato.

El edificio es la actual sede del Ayuntamiento junto a un centro comercial, y viene atrayendo la atención en la localidad por otra serie de polémicas. La construcción del edificio se realizó después de demoler el antiguo centro de salud y el antiguo mercado municipal, lo que conllevó una serie de protestas vecinales en 2011 -inclusive una ocupación- denunciando que el edificio sanitario estaba en perfecto estado y que se trataba de una maniobra especulativa. Una vez construido, se han sucedido distintas polémicas: una, en torno a la falta de reubicación de los antiguos comercios del mercado municipal y los supuestos defectos en las nuevas instalaciones, otra en torno al gran coste de la construcción, otra por la supuesta construcción del parking asociado al edificio sobre una vía pecuaria, otra en torno a problemas de contaminación acústica emitida por el edificio de madrugada, y finalmente, el desplazamiento de todos los grupos de la oposición a otro edificio por supuestamente no haber planificado espacio para todos los concejales.

Facebooktwittergoogle_plusredditmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *